¿Cómo identificar la depresión en los adultos mayores?

Por Maria Herlinda Mercado.

«La depresión es un trastorno del estado de ánimo que suele provocar sentimientos constantes de tristeza y otros síntomas, como dormir demasiado o muy poco, falta de energía y poco apetito», afirma la doctora Janette Leal, psiquiatra especialista de Mayo Clinic en Rochester, Minnesota.

Es importante aclarar que la depresión no suele diagnosticarse ni tratarse en la vejez, por lo que hay que tratar los síntomas que señalan su presencia. Sobretodo cuando porque hay ancianos que se muestran reacios a buscar ayuda.

«Cuando la depresión se presenta, también puede ser más difícil de diagnosticar debido a que los síntomas tienden a ser diferentes o menos obvios que en las personas más jóvenes», asegura la psiquiatra.

Por ejemplo, a esta edad es más común presentar solamente síntomas físicos de depresión, sin sentimientos de tristeza ni mal estado de ánimo.

A medida que una persona envejece, es más propensa a sufrir depresión que durante la época de su juventud, debido a los múltiples cambios que tiene que enfrentar en esta etapa.

«Otro factor que puede contribuir a la presencia de depresión en la vejez es lo difícil que resulta afrontar las transformaciones en la identidad, las funciones y los grupos sociales a medida que avanzan los años», también señala.

No obstante, no es adecuado atribuir síntomas de depresión sin una previa evaluación del médico de confianza, sólo así se pueden comprobar si existen otros problemas médicos escondidos.

«Los problemas médicos que son comunes en los ancianos y pueden provocar el tipo de síntomas son, entre otros, anemia, infecciones de las vías urinarias, problemas de la tiroides, dolor crónico y hasta desnutrición. En ciertos casos, algunos medicamentos pueden contribuir a los síntomas de depresión, de manera que también vale la pena revisar los medicamentos que actualmente se le administran».

Como última recomendación, la psiquiatra Janette Leal nos aconseja que si no se descubre ninguna otra enfermedad y se diagnostica depresión, existen varias alternativas de tratamiento eficaces, tales como medicamentos, psicoterapia y esforzarse por llevar una vida sana que incluya hacer ejercicio regular, buenos hábitos de sueño, interacciones sociales y alimentos balanceados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *